Despeche Mode

Por Manuel Estévez

@Sonoadicto

depeche

Es falso que Colombia sea el país más alegre del mundo, es falso porque obviamente lo es y por el hecho que guste tanto la música de despecho. Por muchos años padres de familia desinformados o muchachos con un mal nivel de inglés pudieron pensar que Depeche Mode significaba en modo de despecho y puede ser. Es una banda con el corazón permanentemente roto.

Hacía 1989 el house se apoderaba de Bogotá, sonaba en todas partes, cualquier cosa que tuviera una brizna de electro era llamado house y puesto en radio. Canciones como Personal Jesus o Enjoy The Silence no fueron la excepción, incluso Just Cant Gey Enough, publicada casi una década atrás, fue presentada como un éxito moderno y se radió hasta la saciedad. Incluso Lucho Barrera sacó un espacio de su programa de metal y programó una tanda con varios temas del famoso concierto 101. Así conocimos en Colombia a Depeche Mode.

La historia la interior de la banda fue muy diferente. En 1980 Vince Clark, teclista, se reunió con tres amigos y fundaron una banda tecnopop muy melosa y con melodías casi infantiles. Un día Vince se fue a fundar el dúo Yazoo y dejó a Martin Gore encargado, este viajo a Berlín y escuchó a Neubauten, se influenció y le dio el tono oscuro definitivo y definido a la banda para su tercer disco. En los noventa se contagiaron del grunge y se convirtieron en una banda de rock la cual abandonó Alan Wilder. Los problemas de drogas casi le cuestan la vida al vocalista David Gahan y lo hicieron ser aun más doloroso y oscuro en su performance. Hoy funcionan como banda de rock.

La cabeza y las manos de Gore son una fuente inagotable de música. No es un virtuoso, es un hombre sumamente sensible y perceptivo. La fuerza viene de la actitud desafiante de Gahan, su desfachatez y su gran magnetismo sexual. Andrew Fletcher es el equilibrio la tranquilidad y las secuencias.

En su primera y única actuación en Bogotá brindaron un show tremendo. Un trabajo en visuales sobresaliente y una reinvención de casi todos los temas a su nuevo formato, así se hayan equivocado notoriamente en Enjoy The Silence. Gahan estaba muy mal de salud y la gira estaba en peligro, decían que se podía morir en cualquier momento, y se exigía un equipo médico de primer nivel en el camerino. Toda una telenovela para finalmente verlo cantando y bailando por dos horas.

El secreto de Depeche puede ser cantarle a lo lúgubre, lo incorrecto, lo molesto pero sin dejar caer la energía. Las historias de amores fallidos, quinceañeras vírgenes, vidas sin sentido o sexo en el bosque regresan a Bogotá en marzo del 2018.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s