Muchos olieron a espíritu joven

Por Manuel Estévez

Fotografía tomada de www.publinews.gt.
Fotografía tomada de http://www.publinews.gt.

Para muchos sería absurdo comparar a Justin Timberlake con David Bowie. Para la industria son simplemente elementos que produce dinero, nada más. Mercadería humana para ganar plata y que hábilmente posicionan entre la juventud. A los ejecutivos no les importa cómo suena o quien lo produjo, lo importante es que se venda. Cuando uno revisa las audiencias de Justin y de Bowie,  los dos son y fueron Ídolos juveniles.

Cada generación ha tenido íconos musicales que han fastidiado a sus mayores. No sé si en las épocas del Cromañón el hecho de incluir un tambor más pudo ser motivo de desagrado entre los pre homínidos de mayor edad. Lo cierto es que la industria de la música acelera y hoy aparecen y desaparecen artistas con rapidez. Este factor haría muy difícil que actualmente una agrupación como The Beatles marcará a la música como lo hizo. La banda de Liverpool en su momento fueron ídolos de adolescentes y esto los motivó a dejar de presentarse en vivo debido a la histeria que causaban.

La Revista Semana publicó un artículo en el cual Gene Simmons criticaba a Cobain y de Winehouse y de su condición de leyendas. “Kurt Cobain, no, tiene uno o dos discos, eso no es suficiente. Amy Winehouse, Uno o dos discos, no es suficiente. ¿Qué? ¿Sólo porque estás muerto eso te hace un ícono? No, no”. Simmons dijo que sólo hubo íconos hasta principios de los ochenta. Carlos Vives comparó una vez el tropicalismo brasileño con el Tropipop y eso me revolvió las tripas. Yo lo compararía más con Los Rolling Stones. Una banda blanca inglesa que tocaba la música blues negra sin coherencia con la tradición, y que le revolvía las tripas a los puristas del género. El caso es completamente distinto por la época. El Tropipop casi ha desaparecido y no trascendió culturalmente más allá de éxitos radiales, reconciliaciones de parejas y rockeros resentidos.

Bowie en su himno Glam ‘All the Young Dudes’ hacía alusión que los Beatles y los Stones eran la música de sus hermanos mayores y ahora él tenía a T-Rex. El propio Beethoven no fue valorado en su época y recibió muchas críticas por su estilo de composición. Y ya sabemos la reacción de los medios tradicionales y la sociedad con el Twist o el Punk. Censura, quemas de discos e incluso leyes para prohibirlos. La música que causa furor en los adolescentes en muchos casos es repudiada por sus mayores.

Señores la industria es dinero, es mercadeo e imposición de modelos. Reconoce cuando un artista puede ser la cabeza de un movimiento y vender una imagen atractiva para la muchachada. Hoy todo es “integral” y ni artistas ni  deportistas viven de su actividad primaria, sino del jugo comercial que puedan explotar. Cuando uno crítica un arte, el que sea, debe tener claro el objeto con el que fue creado. El arte por el arte o por el dinero son reconocibles y debemos ser claros al plantear los objetivos de un proyecto. El público objetivo de cualquier artista pop rock que quiera vivir de su trabajo, es la juventud, nada que hacer. Un señor grande volvió icono, digamos a Pink Floyd, porque hizo exploraciones psicodélicas oyéndolos de joven, cuando estaban de moda, y luego se los inculcó a sus hijos y nietos.

Este fenómeno tiene puntos a favor y en contra. Así como grandes artistas le deben su fama, también hemos soportado cosas inmundas radiadas día y noche. Como medios de comunicación especializados es importante formar a nuestra audiencia para que escuche con criterio, aunque cada quien escoge lo que desea escuchar. Tratar no significa ganar, pero es una labor que podemos hacer.

Fuentes Revista Semana

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s